Bebés

(de 0 a 13 meses)

Bebe02.jpg

¡Ya llegó!

¡Nació tu bebé! después de esos largos 9 meses en los cuales lo pensaste, lo imaginaste, deseaste su presencia. Finalmente está aquí y aparecen interrogantes, dudas, miedos... el bebé no viene con Manual de Instrucciones y vos no asististe a ninguna escuela en la que te enseñaran a ser mamá... todo el mundo opina, aconseja, transmite experiencias.

¿A quién escuchar a quién seguir?

Nadie como tu propio instinto (que aunque te suena raro funciona) y tu pediatra a quien elegiste mejor para ello. ¿Por qué? vos sos quién está con tu bebé todo el tiempo, sos quien acumula información privilegiada. Nadie como vos lo siente, lo percibe y tu pediatra es el que lleva su historia, sus singularidades. Así que mi sugerencia, recurrí a él todas las veces que consideres necesario, no te llenes de opiniones ni consejos que -aunque bien intencionados- a veces generan confusión y ruido.

¿Los bebes se malcrían por levantarlos?

Una de las cosas sobre las cuales escucharás muchas opiniones es acerca de si conviene o no levantarlos y acunarlos cada vez que lloren. Habrá quien te diga que lo hagas y habrá quién no. Las investigaciones al respecto dicen que los bebés no se malcrían por tenerlos en brazos, por levantarlos y acunarlos. Ellos necesitan del calor humano para sentirse seguros y para calmarse. Dejarlos llorar para que aprendan no es una buena práctica para enseñarles. Lograremos más haciéndolo sentir que hay alguien ahí, afuera, en el mundo, capaz de cobijarlo y brindarle afecto.

¿Hay chicos más fáciles que otros?

De a poco vas a ir viendo características en tu bebé... que es más llorón que otros, que se calma o no con  facilidad, más adelante verás que se calma enseguida cuando lo acunás o que no lo hace, que adquiere pautas de sueño con facilidad o que no lo hace.  Son todos indicadores de su temperamento, características psicológicas innatas que dan cuenta de chicos relativamente fáciles de criar y chicos con quienes cuesta más hacerlo. Sin embargo, el temperamento no es el destino, tu trabajo, tu manera de vincularte con él contribuirán mucho a moldear las distintas características. 

¿Sabías que...?


Cuanto más le hables a tu bebe desde los primeros días de su vida mejor serán sus habilidades linguísticas y más rápido adquirirán el habla. Su lenguaje será más rico y variado.

Este contenido te puede interesar: